lunes, 21 de febrero de 2011

2012: Una revisión de los sitios 'seguros' propuestos por Patrick Geryl

El año 2012 y el fin del Calendario maya ya son el pan nuestro de cada día; hay tanto en la red sobre el tema que uno no sabe qué leer. Entre toda esa información hay demasiada mentira, mucho invento y muy poco que pueda considerarse como el resultado de un estudio serio realizado por quienes entienden en el tema. Pero ¿Quién realmente entiende del tema? Aquí no necesariamente sabe más quien tiene 'diploma' sino quien más allá de un título profesional haya perdido muchas horas de sueño investigando las posibilidades de un evento catastrófico y las evidencias históricas de dicho evento. Patrick Geryl es una de las personas que desde hace muchos años viene investigando las evidencias de una catástrofe mundial natural provocada por una reversión electromagnética de los polos terrestres; hecho del cual la comunidad científica está de acuerdo que ha ocurrido en varias oportunidades dentro de la historia de nuestro planeta. En lo que no se ha llegado a un consenso es en cuanto a los eventos naturales de categoría catastrófica que una reversión magnética podría provocar. Allí es donde Geryl y otros investigadores encuentran un nexo entre las reversiones magnéticas y el fin del calendario Maya; entre los relatos de un diluvio universal y un cambio planetario que costará la vida de miles de millones de humanos. Para comprender la profundidad de las investigaciones de Geryl basta leer "La profecía de Orión" y "Cómo sobrevivir al 2012"(1), en este último, Patrick Geryl luego de exponer su teoría sobre una gran catástrofe mundial para diciembre del 2012, hace un análisis sobre los lugares potencialmente más seguros para los humanos durante los sucesos por venir. El mismo ha estado organizando varios grupos de supervivencia que tendrán como base un sitio de Sud Africa donde según Geryl las inclemencias de la catásfrofe se sentirán menos que en otros lugares del mundo.

Aunque no estemos convencidos de la fecha del 2012 dada por Geryl, no deberíamos dudar que sí están ocurriendo grandes cambios y según se vaya incrementando la actividad solar hacia fines del 2012 y mediados del 2013, cambios dramáticos se sucederán en nuestro planeta. Desde esta perspectiva es que nos debe interesar el trabajo investigativo de Patrick Geryl. Hay varias consideraciones convincentes que él expone para esbozar su 'mapa' de sitios seguros, entre las cuales el tema de las zonas sísmicas es crucial, al igual que toda zona cercana a las costas tanto de ríos como de mares. Cualquier curioso puede acceder al mapa sísmico del United States Geological Survey (2) y ver en tiempo real los sismos que permanentemente ocurren ardededor del globo; si hacemos una búsqueda histórica nos daremos cuenta que el sur de Africa es uno de los pocos sitios agraciados con un promedio muy bajo de sismos, pero este no es es el único sitio. Argentina posee mucho de su territorio exento de actividad sísmica al igual que el continente Australiano y otros lugares en diferentes países y continentes. Pero para considerar un sitio seguro no sólo se debe evaluar la actividad sísmica sino la altura sobre el nivel del mar ya que los mega tsunamis serán otro de los factores a considerar en un cataclismo global; así, la cercanía al mar será un valor permanente a considerar.

Geryl considera fundamentales todos estos factores y muchos otros que ha investigado desde un punto de vista histórico, sin embargo hay un dato que yo mismo estoy investigando y que voy publicando en esta página al cual Geryl a pesar de mencionarlo en sus libros, no parece prestarle demasiada importancia a la hora de hacer su evaluación de sitios seguros. El dato al que me refiero son nada más ni nada menos que los relatos antiguos de pueblos y tribus alrededor del mundo, donde se describe una y otra vez la situación de un diluvio universal; la cantidad de relatos al respecto que algunos investigadores han recopilado a través de los años es abrumadora. Desde Alaska hasta Tierra del Fuego, desde Perú hasta el Medio y el Lejano Oriente, desde la Siberia hasta la India y Australia, pasando por todas las islas esparcidas por el Océano Pacífico, estos relatos nos cuentan la historia de que en tiempos inmemoriales ocurrió una gran inundación de la cual muy pocos pudieron sobrevivir. Es significativo que en gran parte de esos relatos aquellos que pudieron salvarse lo hicieron gracias a buscar refugio en ciertas altas cumbres, tal como reza el más popular de todos los relatos diluvianos: del Arca de Noé. En el libro del Génesis se nos cuenta que el gran barco insumergible que Dios le encomendó construir a Noé terminó encallando cerca de la cima de la alta montaña conocida como el Monte Ararat, hoy en la actual Turquía.



Esos relatos nos dejan saber también que no en todas partes el nivel de las aguas alcanzó las mismas alturas, ya que algunos de esos relatos nos cuentan de inundaciones en las cuales los sobrevivientes terminaron sobre la copa de los árboles o sobre colinas menores. Si suponemos que durante una reversión magnética de los polos pueden ocurrir desplazamientos de las placas terrestres, no es difícil imaginar gigantescos movimientos de agua marina, con olas y tsunamis de proporciones verdaderamente apocalípticos. Pero también es preciso comprender que dichos movimientos, tanto de las placas como de las masas de agua desplazadas no sería uniforme en todas las latitudes ni en todos los continentes. En este sentido, si consideramos el relato del Arca de Noé, nos encontramos en grandes dificultades de encontrar un lugar verdaderamente seguro, ya que el monte Ararat, donde el relato nos dice que el arca descansó cerca de su cumbre, tiene una altura de 5.165 msnm, siendo un volcán inactivo con su cima cubierta de nieves perpetuas. Todos sabemos, con un poco de conocimientos acerca de geografía, que las montañas ubicadas en las latitudes más habitadas del planeta poseen nieves perpetuas más allá de los 4.700 msnm. La pregunta es ¿Cuando el Arca de Noé encalló cerca de la cima del Ararat (aprox. 5000 msnm) había allí nieve o el clima era tan diferente que las nieves permanentes no estaban donde están en la actualidad? Pero si el Arca encalló en una cumbre totalmente nevada, tal como es de suponer ¿Cómo lograron sobrevivir Noé y su familia con tan bajas temperaturas y a una altura donde la escasez de oxígeno propicia el así llamado 'mal de altura'? Pero esa es otra historia. No pretendo hacer aquí un estudio acerca del Arca de Noé pues no es el tema específico que nos ocupa, sin embargo es importante haber hecho esta introducción al tema del arca en función de comprender que, si los posibles movimientos tectónicos o de placas y los consecuentes mega tsunamis no deben ser visualizados como uniformes, y teniendo en cuenta la altura de las masas de agua en el relato del diluvio universal bíblico, todo nos lleva a concluir que ningún sitio puede ser seguro, ni aún estando sobre los 3000 msnm como más adelante veremos que dice Patrick Geryl. Con todo, hay mucho sentido en la teoría que él propone pues ha considerado muchos otros factores.



En realidad, su punto de vista tiene un sustento válido y no voy a discutir si Africa es o no es un sitio seguro, sin embargo hace poco tuve la oportunidad de escuchar un reportaje a Patrick Geryl donde se le hizo esa pregunta sobre los sitios más seguros (3); Geryl fue muy categórico al principio hablando de Sud Africa y los grupos que él mismo estaba organizando allí. Sin embargo luego de discutir el tema con su interlocutor y las personas que llamaban al programa, él terminó reconociendo que aunque considera América y Europa como los lugares potencialmente más peligrosos durante un escenario apocalíptico, convino en que las montañas más altas sobre los 3000 metros de altura sobre el nivel del mar y lejos de cualquier volcán a no menos de 200 kilómetros de cualquiera de ellos así como la lejanía de cualquier costa marina y de cualquier espejo de agua como ser un lago, laguna o incluso río, podría considerarse como un lugar suficientemente seguro. Todo ello sin olvidar la suma importancia que tiene mantenerse los suficientemente lejos de cualquier central nuclear (4). A partir de allí, tomé esos factores como puntos de apoyo para hacer mi propia investigación de los lugares potencialmente seguros tanto en América como en Europa. Europa es un tema que dejaré para más adelante y me centraré en Sud América, específicamente en el cono sur del continente.



Buscaremos primero la altura, que básicamente según Geryl tiene que ser por sobre los 3000 msnm. Hay muchas regiones en la Cordillera de los Andes que cumplen con este requisito, sin embargo cuando aplicamos la segunda regla o condición, que es 'a no menos de 200 km de cualquier volcán', esta nos lleva unas cuántas regiones bien delimitadas las unas de las otras. Y en cuanto a la distancia del mar, permanecer del lado este de la cordillera es lo que pide la lógica pues cualquier movimiento de masas de agua marina sobre el continente puede ser frenado o al menos disminuido por las grandes montañas de Los Andes antes de llegar al lado este. Así encontramos un sitio como el noroeste de Argentina bien al norte justo en el límite con Bolivia; allí hay toda una enorme extensión montañosa con cumbres que van más allá de los 3000 msnm y que a la vez se encuentran a más de 200 km de cualquier volcán(5), sea activo o apagado. La ventaja de esta zona es que actualmente existen allí pueblos y zonas urbanizadas, lo que puede hacer más fácil tomar la decisión de mudarse a esos parajes. Otra ventaja es que a pesar de ser una zona sísmica, la información que tengo de primera mano proveniente de amigos y conocidos, es que por alguna razón que seguramente un geólogo o sismólogo podrá explicar con lujo de detalles, los sismos de intensidad moderada que en otros lugares del planeta se sienten bastante, allí a veces hasta ni son percibidos. Averiguar el por qué es una tarea pendiente. Por ejemplo aquí en Puerto Rico un sismo de 4.5 grados se siente con mucha efectividad. Mientras que en un sitio como la provincia de Jujuy al norte de Argentina un sismo de 5 grados puede pasar hasta desapercibido; lo he constatado cuando al ver el registro de algún movimiento importante de 5 o hasta de 6 grados de intensidad en la página del United States Geological Survey pregunto a algún amigo que vive en esa región si lo sintió y la respuesta la mayoría de las veces es negativa. Esto podría ser poco importante en una situación de hiperactividad sísmica a nivel global, sin embargo la diferencia hace sentido cuando uno lo piensa desde el punto de vista de una mayor firmeza en el terreno. De manera que pueblos como (en Argentina) Humahuaca, Abra Pampa, La Quiaca, y (en Bolivia) Villazón, y algún poblado más al norte, podrían considerarse lo suficientemente seguros. La ciudad de La Paz podría ser un sitio bastante seguro si no fuera porque está a tan solo unos 60 km del lago Titicaca, un gran espejo de agua. Lo mismo pasa con la ciudad de Cuzco, la cual está a menos de 200 km del volcán Quimsachata. De manera que en esa zona que hemos mencionado cercana a la frontera entre Argentina y Bolivia, lejos de volcanes y lejos del océano Pacífico resguardados por uno de los sectores más anchos de la cordillera andina, podríamos encontrar sitios bastante seguros.

Nota de la revisión: Se que quienes conocen acerca de la conformación volcánica de la cordillera están pensando que mi sugerencia es una locura dado que justamente donde convergen las fronteras de Argentina, Chile y Bolivia se encuentra lo que se conoce como la Caldera del Vilama, un gran volcán al estilo Yelowstone que se encuentra, a diferencia de este, totalmente inactivo desde hace cientos de miles de años. Sólo citaré la respuesta que di a una lectora a fin de aclarar mi postura respecto al Vilama. "Conozco la existencia del Vilama, sin embargo te diré que de manera totalmente consciente no lo he considerado como un peligro porque creo que si tanto el Vilama como el Yellowstone llegaran a explotar, no habría manera de que nada ni nadie se salve en este planeta. Considero esa zona como lugar seguro dando por sentado que un cataclismo producido por una reversión magnética nunca será de una magnitud tal como para activarlo. Si dejamos a un lado el Vilama, sigo creyendo que esa zona es uno de los sitios más seguros. Sin embargo cada cual es libre de sacar sus propias conclusiones"












Luego deberíamos pasar a otra zona más al sur: la provincia de San Juan, la cual tiene la característica de que en toda su zona cordillerana no hay volcanes, y podemos encontrar montañas altas pero a diferencia del norte argentino, aquí todo es desolación y no encontraremos zonas urbanizadas en cientos de kilómetros además del frío reinante. Tal vez esa sea la razón por la cual un personaje muy conocido de la la política económica mundial tiene grandes inversiones en lo que se conoce como el primer proyecto binacional de una mina a cielo abierto en la región de Pascua Lama, me refiero a don Rockefeller, quien hace poco visitó Chile casi en secreto para reunirse con sus 'socios' en este proyecto. ¿Será en Pascua Lama donde Rockefeller estará construyendo su búnker del fin del mundo? Personalmente no lo creo, y pienso que los rumores que han circulado en relación a un búnker que el multimillonario ha construido o está construyendo para el 2012 podrían ser más acertados cuando se dice que el lugar elegido está cerca del altiplano boliviano o los Andes peruanos. Lo que he expuesto en los primeros párrafos apoya esta suposición. Pero para continuar con la zona cordillerana de la provincia de San Juan, podemos decir que el sitio presenta innumerables montañas con sitios elevados por encima de los 3000 msnm que a pesar de su desolación podrían ser considerados como sitios 'seguros'; salvo por dos cosas: la primera es que la zona tiene características de un historial con fuertes sismos; y la segunda y quizás la más peligrosa, la relativa cercanía de una central nuclear en la provincia de Córdoba a aproximadamente unos 500 a 600 km de nuestra zona de interés y un ex complejo minero fabril donde existe mineral radiactivo. Hacia el norte y más cerca, en la limítrofe provincia de La Rioja existe otro ex complejo minero fabril donde se procesaba uranio. Habría que evaluar con bastante margen de acierto, cuál es la distancia preventivamente segura desde una central nuclear en caso de un cataclismo como el que podría ocurrir. 



Por tanto, salvo que en mis investigaciones surja una nueva posición con características razonablemente seguras, propondré como uno de los sitios más seguros de Sud América, la zona comprendida entre las primeras montañas con elevación sobre los 3000 msnm al norte de la ciudad de Jujuy en Argentina y el pueblo de Villazón al otro lado del límite internacional con Bolivia. Tal vez más al norte podríamos encontrar sitios con similares características, pero el problema es que al ganar altura, el problema del oxígeno es algo que debe considerarse seriamente; muchas personas pueden sufrir de mal de altura sin saberlo aún y al llegar a lugares tan altos les sería imposible permanecer allí por mucho tiempo sin sufrir serias consecuencias. Por lo tanto, presentaré como zona segura la región más arriba señalada con alturas que no superen los 3.500 msnm. Ahora bien, si tuviera que restringir aun más los límites de esa zona tan particular, considerando el tema del oxígeno versus la altura, trazaría una línea imaginaria que uniera tan sólo unos pocos pueblos jujeños. Pero primero tengo que aclarar algo importante; hay muchos pueblitos dentro de la zona mencionada que podrían cumplir con las condiciones de seguridad aunque se encuentren a una altura no mayor a los 2000 o 2500 msnm, Sabemos que la gran mayoría de los poblados o asentamientos humanos se encuentran en los lados de los ríos, es decir en los valles o parte más baja de la zona montañosa; este es el caso de todos esos pueblos a los que me refiero. Sin embargo a sus alrededores las cumbres que se elevan sobre esos valles consiguen en muchos casos superar los 3000 msnm. Pero ¿Queremos vivir en un sitio donde la seguridad de sobrevivir dependa de trepar rápidamente la cima de una montaña o de estar directamente en esa cima o a la altura considerada como segura? Además es importante que estemos en un lugar mínimamente urbano en el sentido de los recursos, como ser agua, alimentos y servicios sanitarios; pues no podemos irnos a vivir a la cima de una montaña a esperar el "fin del mundo" y no poseer absolutamente nada. Estos pueblos pueden ofrecernos, al menos hasta ese momento, la seguridad de los servicios básicos que necesitamos para vivir en el día a día.
Por tal motivo, y contestando la pregunta sin dudar, he pensado en algunos poblados al norte de San Salvador de Jujuy que se encuentran a no menos de 3000 msnm y que trazando una línea imaginaria, uniría de la siguiente manera: al norte de San Salvador de Jujuy comenzaría en Humahuaca, Hipólito Yrigoyen, Tres Cruces, Abra Pampa, Puesto del Marqués, Pumahuasi, La Quiaca y Villazón.

Por si fuera poco, conozco personalmente la zona descrita y debo agregar como dato sumamente importante, que los habitantes de esos lugares son personas de una calidad humana excepcional. Gente que recibe a los forasteros con un corazón abierto y una hospitalidad absolutamente cordial. Si está en mis posibilidades y el destino o Dios así me lo permite, en diciembre del año 2012 me gustaría poder estar en esos parajes junto a mis familiares y amigos. Ojalá el fin del calendario Maya sólo signifique eso, el fin de un calendario y el comienzo de otro. 

Referencias:
(1) Página web de Patrick Geryl  http://www.howtosurvive2012.com/htm_night/home.htm




(5) Para ver la ubicación de los volcanes utilizando Google Earth debes activar en las opciones a la izquierda de la ventana donde dice Layers > Gallery > Vlcanoes


Entrevista a Patrick Geryl en el 2009 anticipando la muerte masiva de animales por desorientación electromagnética. Para ver el video oprimir el link (3) más arriba.

10 comentarios:

  1. Alguien recientemente me ha preguntado si existen otros posibles sitios seguros más hacia el norte de la cordillera andina; mi respuesta a esa pregunta es sí y no. Recuerden que hay una basta zona cordillerana en todo el Perú que está libre de volcanes. y dentro de esa franja una de esas zonas seguras podría ser la ciudad de Ayacucho a unos 250 km al oeste de Cuzco. ¿Por qué esta ciudad? Primero diré los pros y luego los contras de ir más hacia el norte. Ayachucho está lejos de los volcanes y a una altura de casi 3000 msnm, se encuentra aún del lado este de la cordillera con montañas mås elevadas hacia el oeste y a una distancia superior a los 250 km del océano Pacífico; hasta ahí todo bien. El problema, si nos movemos más al norte es que la cordillera de Los Andes se va acercando más al océano y su anchura diminuye considerablemente. Esto sumado a lo que Geryl nos dice en su teoría sobre la mayor velocidad del giro terrestre cuanto más cerca del ecuador, debería alejar nuestras esperanzas en esas zonas. La mayor velocidad de la tierra cuanto más hacia el ecuador vamos, se traduce en mayor velocidad de las masas oceánicas, y eso no lo querremos en una situación ya catastrófica. Por otro lado, cuanto más al norte, entiéndase Ecuador y Colombia, la inestabilidad política de esos países y la presencia de grupos terroristas hace difícil pensar en buscar lugar seguro allí.

    Cuando echamos otro vistazo a nuestra zona al norte de Argentina y comparamos, vemos que el océano pacífico se encuentra no sólo tras un ancho de cordillera gigantesco sino que la distancia en línea recta hasta el mar es de alrededor de 500 km. una muy conveniente distancia. Otra cuestión que no debemos olvidar es que si bien Ayacucho es una ciudad donde encontraremos todo lo necesario para aprovisionarnos y vivir, esta tiene 150 mil habitantes; una cantidad bastante importante cuando uno imagina un escenario catastrófico. Allí le quitaremos puntos como sitio seguro. En cambio nuestros poblados en el norte de Argentina tienen, en algunos casos, muy pocos habitantes, lo cual asegura una situación mucho más controlable en un escenario como el que esperamos. La ciudad de La Quiaca cuenta con algo más de 10 mil habitantes y cruzando la frontera y ya del lado Boliviano, Villazón es de todas las de esa zona la que más habitantes posee con cerca de 30 mil. una cifra aún lejos de Ayacucho. Podríamos estar horas evaluando y considerando más posibilidades, sin embargo ya he expuesto varios motivos muy cruciales por los cuales no deberíamos pensar en ir más hacia el norte.

    ResponderEliminar
  2. URGENTE CORREGI TU POST!!! No podes sugerir Jujuy, hay un supervolcan LA CALDERA DE VILAMA!!! semejante al Yellowstone.
    Por favor corregí tu informacion!!

    ResponderEliminar
  3. Conozco la existencia del Vilama, sin embargo te diré que no lo he considerado conscientemente porque creo que si tanto el Vilama como el Yellowstone llegaran a explotar, no hay manera de que nada ni nadie se salve en este planeta. Considero esa zona como lugar seguro dando por sentado que el cataclismo nunca será de una magnitud tal como para activarlo. Si dejamos a un lado el Vilama sigo creyendo que esa zona es uno de los sitios más seguros. Sin embargo cada cual es libre de sacar sus propias conclusiones. Gracias por tu participación.

    ResponderEliminar
  4. Por cierto, Karenina, si el complejo del Vilama explotara, preferiría estar allí mismo y morir instantáneamente antes que pasar por lo que le ocurrirá al resto del planeta en las largas semanas siguientes. Saludos,

    ResponderEliminar
  5. pero si podemos crear bunkers ai podriamos salvarnos px creen en grupo sus bunquer y ai se salvam px

    ResponderEliminar
  6. Salud Rudy, Usted soy de Colombia y tiene razón con lo de la inestabilidad política, pero le cuento que en todo lugar del planeta donde haya política existe inestabilidad, divisiones, fascismo, odios y rencores.
    Sobre el terrorismo puede que sea un temor para los atemorizados, pero la vida es una aventura, y es mediante la aventura que se vive la vida, y si acontece un cataclismo eso también es una aventura y puede que nos toque esa experiencia y si no nos toca nos reímos de tata cháchara. Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  7. neceitaria saber en neuquen, argentina si existe alguna altura o lugar en el cual se pueda sobrevivir. gracias

    ResponderEliminar
  8. ¿ que hago ahora en mi bunker gaste todo lo que tenia, todavía no tengo compradores? porque no me compran ustedes que lo único que hacen es dar susto a la humanidad sin fundamento alguno, lean libros y escuchen menos lo que sal en televisión....no se como les creí

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pablo. Yo que usted no lo venderia, Conserve su bunker, ya que como van las cosas es muy probable que en el futuro le sea de mucha utilidad. Saludos.

      Eliminar